Día de la Hispanidad

En 1348 comenzó una epidemia en Europa que acabaría con un tercio de la población europea. Entre 20 y 25 millones de europeos murieron a consecuencia de la fatídica Peste Negra proveniente de la India. La Peste pasó a Europa a consecuencia de los ejércitos mongoles que lanzaron cadáveres afectados usándolos como armas biológicas. Pues bien, nadie ha acusado jamás a Mongolia ni a la India de exterminio ni de genocidio. Y eso que hubo zonas en Europa que alcanzaron una despoblación del 100%. ¿Por qué entonces se achacan las muertes de indígenas americanos a los españoles si fue consecuencia de algo no querido por ellos ni planeado?

La respuesta, en parte, tiene que ver con la Leyenda Negra contra España y la Hispanidad. El problema no es tanto de erudición histórica como de política actual. La ideología actual de los imperios enemigos de iberoamérica buscan infundir el autodesprecio en el enemigo. Y el latinoamericano parece dispuesto a dejarse despreciar con una facilidad pasmosa. No existe en América latina pureza racial, como defienden algunos racistas, sino puro mestizaje. Por lo que la población actual es tan descendiente de unos como de otros. Es más, si de verdad son coherentes y piensan que los pueblos originarios fueron exterminados la mayor parte de ellos deben ser entonces los descendientes de esos malvados que pisaron el suelo americano hace más de quinientos años.

El 12 de Octubre no es el día de la Resistencia de los Pueblos indígenas, pues algunos resistieron pero otros colaboraron con los europeos para luchar contra otros pueblos indígenas con los que estaban enfrentados y que les explotaban a su vez. El 12 de Octubre es el día en el que comienza a forjarce la unidad de América Latina, una América que no sería latina si el latín no lo hubieran llevado los frailes y curas españoles y portugueses y que no hablaría toda el mismo idioma, ni rezaría a la misma virgen, ni estaría unida de forma efectiva y real más allá del suelo geográfico.

Como todo en la Historia, los procesos son dolorosos. Nadie niega los conflictos. La Historia es la historia de la lucha de clases, como afirmaba Marx, pero también la lucha entre grupos, Estados, naciones y pueblos. Igual que el capitalismo forja en su seno las armas para ser derrocado, la conquista de América forjó las armas para la unidad americana, la extensión del capitalismo y la posibilidad de la construcción de un socialismo real y no imaginario.

El 12 de Octubre es el Día de la Hispanidad. Y su fuerza está en que su significado sea unitario en toda latinoamérica como símbolo de la unidad real. El hecho de que muchos estén trabajando para fragmentar su significado y fomentar el odio a lo que ellos mismo son, da que pensar si lo que hay detrás de los cambios de nombre no es más que el desprecio por ser latino. Nada le gustaría más al imperio norteamericano y a la derecha europea -también a la derecha española y portuguesa- que la alternativa fuera “O yankis o indígenas, pero que no quieran ser hispanos o latinos”. No les daremos ese gusto.

Socialismo, Patria, Revolución e Hispanidad.

Artículos relacionados:

17 Respuestas a “Día de la Hispanidad”


  • Ahora va mi contestación:

    Nadie pretendía decir que los cadáveres fueran la causa de la peste sino que de hecho se propagó utilizando como vehículo el lanzamiento de cadáveres. Dado que las pulgas son históricamente las que más han expandido la peste, es de suponer que esos cadáveres no serían puros e inmaculados cuerpos limpitos y sanos. En su día al menos se les achacó a los mongoles la introducción de la Peste. Si te fijas, se afirma precisamente que utilizar esos argumentos es lo ridículo.

    Ridículo es pretender que los mongoles son el causante de una epidemia genocida como pensar que los españoles son los causantes de otra epidemia genocida. El contacto iba a producirse ya que si no hubieran sido los españoles hubieran sido los ingleses o cualquier otros los que hubieran tomado contacto con América. Ambos hubieran introducido las enfermedades.

    En cuanto a lo último, gracias por reconocernos la fortaleza de ir siempre a lo nuestro. Es lo que se espera de cualquier organización política, ser fiel a sus principios. Estaría bueno que hoy fuéramos a lo nuestro y mañana a lo vuestro y pasado mañana a lo del otro.

    Salud y gracias a todos por los comentarios.

  • Juan Carlos Álvarez, envió el siguiente comentario que no ha salido por los problemas técnicos que venimos diciendo hace un tiempo.Para enviar los comentarios teneís que hacerlo AL FINAL DEL ARTÍCULO, EN LAS CASILLAS EN BLANCO FINALES. NO LE DEIS AL BOTÓN “RESPONDER”. Porque el maldito programa lo detecta como spam y no lo sube. Internamente si podemos verlo pero no conseguimos cómo hacer que se publiquen normalmente.

    =======================================

    Enviado el 28/10/2011 a las 14:14 | En respuesta a arkady.
    Hay muchas teorías sobre el origen de la peste negra. La más aceptada es que era una enfermedad de las ratas (y probablemente de otros roedores emparentados) transmitida por la picadura de pulgas. Dado que las pulgas permanecían durante un tiempo en los cadáveres de los afectados por la peste, cuando éstos eran lanzados por los mongoles a las ciudades y pueblos sitiados (como en Kaffa, Crimea), las pulgas saltaban de los cadáveres para picar e infectar a personas sanas.

    De todos modos, hay varias teorías sobre el origen de la peste. Parece cierto que los ejércitos mongoles contribuyeron a su difusión, aunque no fueron la única causa.

    En cualquier caso, lo que se pretendía decir es que es absurdo calificar de “genocidio” la muerte de millones de indígenas americanos debido al contagio de virus y bacterias traídas por los conquistadores españoles. El DRAE define así genocidio: “Crimen cometido contra un grupo social por razones étnicas, políticas o religiosas”. Está claro que la transmisión involuntaria de gérmenes (que en la época de la conquista española ni siquiera se conocían) no fue un genocidio, al ser involuntaria e inconsciente.

  • Hay muchas teorías sobre el origen de la peste negra. La más aceptada es que era una enfermedad de las ratas (y probablemente de otros roedores emparentados) transmitida por la picadura de pulgas. Dado que las pulgas permanecían durante un tiempo en los cadáveres de los afectados por la peste, cuando éstos eran lanzados por los mongoles a las ciudades y pueblos sitiados (como en Kaffa, Crimea), las pulgas saltaban de los cadáveres para picar e infectar a personas sanas.

    De todos modos, hay varias teorías sobre el origen de la peste. Parece cierto que los ejércitos mongoles contribuyeron a su difusión, aunque no fueron la única causa.

    En cualquier caso, lo que se pretendía decir es que es absurdo calificar de “genocidio” la muerte de millones de indígenas americanos debido al contagio de virus y bacterias traídas por los conquistadores españoles. El DRAE define así genocidio: “Crimen cometido contra un grupo social por razones étnicas, políticas o religiosas”. Está claro que la transmisión involuntaria de gérmenes (que en la época de la conquista española ni siquiera se conocían) no fue un genocidio, al ser involuntaria e inconsciente.

  • Hay muchas teorías sobre el origen de la peste negra. La más aceptada es que era una enfermedad de las ratas (y probablemente de otros roedores emparentados) transmitida por la picadura de pulgas. Dado que las pulgas permanecían durante un tiempo en los cadáveres de los afectados por la peste, cuando éstos eran lanzados por los mongoles a las ciudades y pueblos sitiados (como en Kaffa, Crimea), las pulgas saltaban de los cadáveres para picar e infectar a personas sanas.

    De todos modos, hay varias teorías sobre el origen de la peste. Parece cierto que los ejércitos mongoles contribuyeron a su difusión, aunque no fueron la única causa.

    En cualquier caso, lo que se pretendía decir es que es absurdo calificar de “genocidio” la muerte de millones de indígenas americanos debido al contagio de virus y bacterias traídas por los conquistadores españoles. El DRAE define así genocidio: “Crimen cometido contra un grupo social por razones étnicas, políticas o religiosas”. Está claro que la transmisión involuntaria de gérmenes (que en la época de la conquista española ni siquiera se conocían) no fue un genocidio, al ser involuntaria e inconsciente.

  • “Entre 20 y 25 millones de europeos murieron a consecuencia e la fatídica Peste Negra proveniente de la India. La Peste pasó a Europa a consecuencia de los ejércitos mongoles que lanzaron cadáveres afectados usándolos como armas biológicas. Pues bien, nadie ha acusado jamás a Mongolia ni a la India de exterminio ni de genocidio.”

    La peste negra no se contrae por contacto con los muertos, pero vosotros a vuestro rollo eh…

  • Sólo decir lo siguiente:

    En efecto, muchos cursis en España, por continuar en la misma línea anterior, utilizan la expresión Latino-América. Esto, como muchas otras cosas, y como supongo ya se ha dicho, obedece a imposiciones de idiomas del exterior. Como el discurso envolvente y anti-español es el que predomina (tanto dentro como fuera… dime quién habla mal de España, pues ése será español), así ha quedado fijado y así comulgado por todos los medios… que la incluyen dentro de sus papillas informativas.

    Lo mismo sucede, como también se ha dicho, con el término «español», referido al idioma. Muy pocas veces se oye ese término. Es de fascistas. Y como nadie quiere ser fascista, aunque no tengan ni idea de lo que es eso (bueno… ni idea de casi nada…), incluso si son “fans” del Gran Mufti de Jerusalén (que reclutaba elementos para las Waffen-SS en la 13ª División de Montaña SS Handschar), pues lo correcto es decir «castellano»… y así son anti-fascistas. El mundo sólo puede dividirse en 2; los seguidores de la luz y los seguidores de las tinieblas.

    Desde el momento en que el castellano desborda su origen geográfico (Castilla) y se convierte en el idioma de toda España (y más allá…) ya no tiene sentido llamarlo “castellano”, del mismo modo que al italiano a nadie se le ocurre llamarlo “toscano”. Y nadie se quiere enterar.

    Por consiguiente, “Spain is different”… y mucho más “different” los vascones, catalanes, gallegos, andaluces, valencianos, asturianos, canarios… &c.

    Menuda tropa (anti-fascista… eso sí…)

  • Rauchender Affe

    Si se me permite citaré:

    En efecto, «aunque la palabra ‘Hispanoamérica’ no excluya la América portuguesa, es decir, Brasil, se suele utilizar cuando se quiere incluir de manera inequívoca a ésta el término Iberoamérica»{20}. Sin embargo, muchos cursis en España y fuera de ella suelen utilizar la expresión Latinoamérica o América Latina. A menudo lo vemos también en los titulares de algunos periódicos. Cuando escribo estas líneas, por ejemplo, uno de los diarios de mayor circulación en España al referirse a los presidentes de Méjico, Perú, Chile, Ecuador y Honduras los cita como presidentes de Latinoamérica. Este nuevo concepto aparece, según algunas opiniones, con objetivos político-culturales, en textos del colombiano José María Torres Caicedo y del chileno Francisco Bilbao, que escribían desde París. «Y aunque estos términos empiezan siendo utilizados como equivalentes o sinónimos de los entonces vigentes América Hispana o Hispanoamérica, lo cierto es que estos últimos dejan de emplearse poco a poco, a impulsos de un movimiento indigenista de raíz antiespañola, encabezado por Vasconcelos{21}, quien lo abandona para confesar, poco antes de morir, que ‘parias del alma nos quedamos al renegar de lo español que había en nosotros’

    «Hispanidad»:
    historia y significación de la palabra
    José María García de Tuñón Aza

  • Eso es puro subjetivismo, los términos no van a quedar transidos del sentido que a uno le apetezca, sobre todo si uno es minoría. Es aceptar ser derrotado en la dialéctica. Y no hay más que remitirse a la praxis. Sí uno discute en una mesa redonda con digamos un catalán, un valenciano, un andaluz, un argentino y un boliviano hará mucha pupa sí siempre se mantiene en su posición: “nuestra lengua común es el espanol”. Mientras que si utilizas la denominación “castellano” abrirás las puertas a para que toda sus argumentaciones contra la lengua de la hispanidad como lengua común y generadora tomen su fuerza. Y así verás como un andaluz nacionalista te dirá que el habla andaluz porque su manera de pronunciar es distinta de la del castellano y un argentino te dirá que el habla “lunfardo” y el espanol de argentina (sic)…etc. Mientras que posicionandonos en la denominación de “espanol” para la lengua común superamos las contradicciones. Una misma lengua que se dice de muchas formas pero que todos entienden. El sigueinte paso en esta lucha dialéctica será la instauración de academias nacionales de la lengua en “latinoamérica” ( y si no al tiempo) y la publicación de inverosímiles diccionarios….

  • David David Balaguer

    Estoy de acuerdo con Esquinas. Podemos permitirnos el uso de términos diversos que están en uso y muy difundidos, aunque desde nuestra posición prefiramos algunos de ellos, más arrinconados y que por tanto necesitan más beligerancia, como el de Hispanoamérica o Iberoamérica. Y podemos hacerlo porque de algún modo, términos como el de Latinoamérica, en el marco de nuestro vocabulario, queda vaciado de significados espurios y transido del significado de esos otros.

    Ir siempre a la contra de una ideología también es estar determinado por esa ideología, aunque en negativo.

    Ocurre algo análogo con los nombres de la lengua española: español y castellano. Porque los nacionalistas fraccionarios hagan una propaganda contumaz por que se llame a la lengua castellano y no español, creyendo así que la igualan a sus lenguas regionales, nosotros no tenemos por qué denominarla siempre español, aunque también prefiramos este nombre. Pues también se puede variar por razones estilísticas o de contexto, sin que estemos determinados por los separatistas ni en un sentido ni en el contrario.

  • Rauchender Affe

    Yo lo que he vivido fuera de Espana es que los “latinoamericanos” hoy en día ven en su mayoría la cosa de este modo (sobre todo las generaciones más jovenes):

    Izquierda = Latinoamérica = Oprimidos

    Derecha Criolla = Espana (pasado) / USA (Presente) = Opresores

    Y todo lo que suene a imperio los pone a parir.

    Iberoamerica no saben ni lo que es, y a la mayoría les tienes que explicar de donde procede la palabra Ibero que ni por asomo imaginan que tenga algo que ver con Espana.

    Hispanoamérica lo asocian inmediatamente con imperio.

    Y lo gracioso es que mientras tanto hablan espanol con “nosotros” (“ellos” ?)…ja ja…y te dicen que ellos hablan “Argentino” o “Chileno”…algunos hasta creen que existen diccionarios para traducir sus idiomas al espanol…una cosa asombrosa…

  • En eso que dices estamos de acuerdo aunque yo tengo mis dudas de que todo el que use el término “latinoamericano” sepa lo que está diciendo. Es un término popular que la gente también asocia a lo hispano. De hecho, en cualquier canal de música latina escucharás canciones de españoles junto a argentinos, mexicanos o colombianos pero no a franceses, italianos o rumanos que en teoría también son “latinos”. De hecho existe una ecualización semántica del término latinoamericano con el de iberoamericano o hispano en muchos sectores de la población. No digo, evidentemente, que sea en todos, pero sí, cuanto menos, en un público que no tiene como primer interés los conocimientos etimológicos.

    Por mi parte, repito, y por parte de IH, estamos a favor del uso de los conceptos de Iberoamérica e Hispanidad. (Por eso se ha puesto en el título). Lo que no obsta que para evitar repeticiones estilísticas y por variar en alguna ocasión se cambie para no parecer una especie de consigna. Lo digo porque sabemos de primera mano que utilizar un término preciso para designar a Iberoamérica puede crear la sensación de consigna de secta, cosa que no somos.

    Salud.

  • Rauchender Affe

    Además tampoco el cambio de nombre perpetrado en Argentina contra el “Día de la Hispanidad” se debe a un desprecio por ser “latino”, es un desprecio a ser (mejor sería decir “al estar”) Hispano. Precismaente uno puede ver la fuerza de la ideología en el modo en que se usa hoy en día el término “latinoamericano” para posicionarse frente a lo hispano que es identificado como exclusivamente espanol y por lo tanto como algo de lo que hay que deshacerse. Y no sólo por parte de los indigenistas.

  • Rauchender Affe

    La ideología no se la anado yo. La ideología es la que es. Y por eso uno se encuentra por estos mundos de Dios a tantos y tantos personajes que se declaran como Latinoamericanos y rechazan la idea de Hispanoamérica. Pura ideología, vamos…

  • Rauchender Affe

    Pues por eso mismo, esto se llama Izquierda Hispánica y no Izquierda Gabacha…

  • Creo que la ideología se la añades tú, porque hoy ¿quién piensa en Francia cuando se habla de “latinoamérica”? Otros términos pueden ser más precisos pero a veces es bueno variar un poco la terminología para no parecer un friki al estilo de esos que tienen miedo de decir España y dicen siempre Estado español. Otros términos son mejores que latinoamérica pero si nos ponemos exquisitos también se puede decir que “desde las posiciones materialistas” no se deduce que se tenga que usar un término u otro porque cada término depende de unas coordenadas políticas que ya no se deducen directamente de la filosofía que se tenga sino de la realidad en la que se está inmerso y en la que se toman opciones. Un materialista francés, preferirá un término y un materialista hispano preferirá otro, por ejemplo.

    Salud

  • Sinceramente el uso del término Latinoamérica es un despropósito en este artículo. Desde las posiciones maerialistas que defendeís no tiene sentido. Es pura ideología.

  • Sinceramente el término Latinoamérica es sencillamente un despropósito en este artículo. Desde las posicioes maerialistas que defendeís no tiene sentido. Es pura ideología.

    Un saludo

Actualmente los comentarios están cerrados.